¿Problemas con el cargador de tu MacBook? Aprende a solucionarlo

cargador

Usualmente podemos creer que nuestros cargadores no son más que dispositivos confiables que siempre están allí para cargar nuestros gadgets. Es por ello que cuando uno nos falla entramos en un estado de pánico y frustración, y creo que demás está decir que esta situación empeora cuando estamos hablando de una laptop. Los problemas con el cargador de tu MacBook tiene varias causas.

En el caso de una MacBook que rehúsa cargarse, queda de parte de los usuarios encontrar la falla y aplicar la solución adecuada. Debido a esto el equipo de ArrobaGeek ha decidido mostrarte paso a paso cómo descubrir y solucionar los problemas con el cargador de tu MacBook sin la necesidad de llamar a un técnico para que la diagnostique.

Asegúrate que es el cargador el del problema

cargador

Al encontrarte problemas relacionados con cargadores, debes asegurarte que es este dispositivo el que no está funcionando correctamente. Para saber esto, puedes intentar conectarlo en un enchufe diferente (que estés seguro que funcione), y revisar los indicadores led en el cargador, para ver si hay una respuesta.

Si no obtienes una respuesta, puedes intentar probar con un cargador del mismo modelo que sepas que funcione correctamente, o dirigirte a un Proveedor de Servicio Autorizado de Apple y pedirles que prueben tu cargador. Si al conectar otro cargador, tu MacBook enciende y comienza a cargarse, entonces es tu cargador el del problema. En su defecto, si al probar con otro cargador, tu MacBook aun no enciende, entonces estamos hablando de un problema de batería u otro hardware.

Limpialo

cargador

Una vez comprobado que el problema es con el cargador de tu MacBook, es buena idea que eches un vistazo a los puertos  y conectores de este y te cerciores que no estén sucios, ya que una capa de sucio podría haberse acumulado impidiendo que el cargador realice un conexión eléctrica adecuada.

En este caso, te aconsejamos que tomes un trozo de tela o hisopo y remuevas todo el sucio acumulado. Al limpiar los conectores tambie puedes usar un limpiador común o agua, solo que en este caso debes asegurarte que estos estén completamente secos antes de usarlos de nuevo.

Revisa si hay algún daño físico

Está demás decir que el principal problema con el cargador de tu MacBook es que haya sufrido daño físico. Existen dos tipo de daños de los cuales debes estar pendiente:

Daño de dientes y cuchillas

cargador

Examina todos los dientes, cuchillas y otro tipo de piezas de metal que tu cargador puede usar. Si uno de los dientes o cuchillas están flojos o se ha desprendidos, este podría ser el problema.

Alivio de Tensión

Este término se refiere a que la cabeza del cargador poco a poco se ha ido desprendiendo. Para saber si este es el problema, solo debemos cambiar de ángulo el cable del cargador y ver si el led de este parpadea. De ser este el caso, debemos revisar el final del conector por signos daño, cables expuestos, o desgaste en la cubierta del cable. Si ves alguno de estos indicadores, podría ser una buena idea comprar un cargador nuevo.

Asegúrate que el adaptador no se esté recalentando

cargador

Si el adaptador (la larga caja que forma parte de tu cargador) ha estado debajo de mantas, ha sido expuesto a la luz de sol, o en su defecto ha operado en un lugar con altas temperaturas por un largo tiempo, este podría calentarse. Los adaptadores son muy sensibles al calor, y Apple los fabrica para que se apaguen automáticamente cuando comienzan a calentarse demasiado. En este caso, asegúrate de que tu adaptador siempre se encuentre a la sombra y en un lugar ventilado.

Revisa si existe “Ruido de Línea”

cargador

Las corrientes alternas se mueven en círculos, pero entre la distancia que la electricidad debe recorrer y la interferencia electromagnética de otros dispositivos cercanos, estos ciclos pueden ser expuestos a grandes distorsiones. En este caso, te aconsejamos revisar si existe ruido de línea al desconectar tu cargador y déjalo descansar por 60 segundos. Luego conectalo nuevamente y revisa si funciona.

Si luego de desconectar el cargador funciona correctamente, el problema sería el ruido que se acumula haciendo que el adaptador se apague automáticamente. En este caso recomendamos que uses tu computadora lejos de dispositivos que ocasionan esta interferencia.

Reinicia tu batería

cargador

Si aún no detectamos el problema, solo nos queda una última opción antes de llevar tu computadora a un personal autorizado: reiniciar tu batería.

Esto solo aplica para los modelos de MacBook más antiguas. Debes remover la batería de la computadora, dejarla afuera por un minuto y luego instalarla de nuevo. Desafortunadamente no se puede aplicar este método en los modelos más recientes de MacBook debido a su nuevo diseño.

Si aún no puedes encontrar la falla de tu cargador, entonces la mejor opción es que lleves tu equipo ante un personal autorizado de Apple, para que revise más a fondo cuál podría ser el problema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.